El CSIC trabaja en un spray bucal antiviral para atrapar al coronavirus.